;  MY LIFE: DEMOCRACIA REAL YA

About

22 mayo 2011

DEMOCRACIA REAL YA

Desde el 15 de Mayo por toda España, jóvenes y mayores de distintas ideólogias se han asentado en las plazas o lugares más representativos de su ciudad exigiendo una democracia real para nuestro país. De este modo, y a través de redes sociales se nos convocó a salir a la calle sin símbolos políticos excluyentes con el fin de que se escuchara una sola voz, la del pueblo, que quiere dejar de ser mercancía en manos de políticos y banqueros.
Hoy, día 22 de Mayo, los asentamientos siguen, aunque ayer fuera jornada de reflexión, y hoy votaciones autonómicas y municipales. Aunque la Junta Electoral haya exigido que se desmantelaran los asentamientos, el pueblo sigue en la calle, exigiendo un cambio, y ningún poder político se ha atrevido a ordenar los desalojos.
Yo estuve ayer. Informándome, viendo a la gente que lleva allí varios días, oyendo a las personas que se acercaban a opinar...La idea del movimiento es estupenda. La realidad que vive nuestro país es muy difícil, y si no ha habido protestas más duras es porque a la mayoría (en muchos casos gracias a las familias) no nos afecta eso que sin duda nos haría hacer crudas revueltas, el hambre. Sin embargo, y aunque estoy de acuerdo en la necesidad de un cambio, no sólo en España, sino a nivel mundial. Aunque es verdad que en un país que se supone avanzado, muchos de los que nos están representando, siguen robando al pueblo sin ningún pudor, y se han abierto muchas causas por corrupción, y en muchas otras se está girando la cabeza hacía otro lado. Aunque nuestro sistema electoral esté establecido de un modo que a los partidos minoritarios les sea casi imposible alcanzar una representación importante por muchos votos que tengan, y  se base en un bipartidismo impuesto por una Ley Electoral que al pueblo no le gusta. Aunque seamos cinco millones de parados, los empresarios sigan llenándose los bolsillos a costa de reducir puestos de trabajo y salarios, la ética empresarial esté basada en estrangular al trabajador a toda costa y los bancos nos sigan ahogando sin tener en cuenta la situación crítica en la que vivimos....yo no  creo que vaya a haber un cambio.  Ayer, se me encogía el corazón viendo que aún hay mucha gente con fe. Fe en que las cosas pueden cambiar. En que el pueblo pueda estar unido. Y se me encogía el corazón porque lamentablemente yo esa fe la he perdido. Me gustaría creer que nosotros seremos los que podamos decidir lo que nuestro país necesita, pero se que no es así, y no va a serlo. Quisiera, de verdad, pensar que todo este movimiento que ha empezado en España, va a lograr un estado de derecho en el que nos sintamos todos representados. Hoy, me enfrento por primera vez a unas elecciones en las que no quiero votar. Iré, porque creo que todo ciudadano tiene que opinar en las urnas, y me decidiré por un partido minoritario como voto de castigo hacia los dos grandes, pero en realidad, ni siquiera el partido al que daré mi voto me convence. Creo que una vez cogen el sillón presidencial, todos se quitan su piel de cordero y se convierten en lobos. 
Los que seguís el blog sabéis que no he entrado nunca en estos temas, pero hoy quería compartir, sobretodo con la gente que me lee desde fuera de España que es mucha, cómo nos encontramos aquí. 
Desde aquí quiero agradecer a esa gente con fe que esté luchando sin miedo para conseguir un futuro mejor para todos, pero sobre todo para las generaciones que llegan. Espero, de corazón, poder explicarle algún día a mis hijos que el 15 de Mayo de 2011 comenzó una nueva nación, donde el pueblo tomo las riendas de un país en declive, explotado y ahogado por sus políticos y su entramado financiero y empresarial. Pero lo que sí  os puedo asegurar, es que aunque no se consiga un cambio, este hecho también es histórico, porque la gente se ha unido de un modo como jamás se había visto, sin ideologías, en paz, con la comprensión y el apoyo mayoritario de la gente de cualquier tendencia política o condición social. 
Me despido uniéndome al grito de toda esa gente que sigue acampada: DEMOCRACIA REAL YA.